martes, octubre 12, 2010

A petición del público

Me despierto sin ganas, la noche ha sido larga y sin descanso. Faltan 20 minutos para que suene el despertador, ¡¡quiero seguir durmiendo!!. Las historias de mis sueños recorren mi cabeza, ¿vida por salir? El despertador suena ¡demasiado pronto!. Espero un poco más, esperando sin éxito que sea fin de semana. Me levanto, con las últimas brumas sobre mis ojos. La ducha me hace aterrizar, ¡el agua está fría!, pero la música es agradable y me pone en funcionamiento :) Elijo mi ropa en función de las nubes que veo desde mi ventana, la ciudad ya conoce mi cuerpo. Un desayuno corto para despedirme de la casa hasta la noche, ¡y salto al mundo!.

En el camino voy buscando belleza que haga que este día merezca la pena, fracaso la mayoría de las veces. El primer café me termina de despertar, y la jornada comienza. El trabajo es rutina, las agujas del reloj se mueven despacio. ¡¡¡No encuentro las respuesta a preguntas que no hecho!!!. El futuro es cada vez más lejano y gris.

2 comentarios:

Rosi dijo...

Pués no creas q termina de convencerme, no...

Y un poquitín más de entusiasmo, q tal???????...

Huelquen dijo...

No pidamos peras al olmo, eh!!!